lunes, 11 de agosto de 2008

¿Qué saber acerca de Los Tornados



Los Tornados, son fenómenos meteorológicos que consiste de un torbellino violento de aire que gira sobre sí mismo y que se extiende desde las nubes hasta la superficie terrestre.
Son varios los elementos que dan lugar a la formación de un tornado: Una Humedad importante en el suelo, la llegada de una masa de aire seco y una atmósfera inestable.
Para que se origine un han de influir estos elementos: una masa de aire cálido y húmedo, otra masa de aire frío y seco, y una corriente ascendente.
Los vientos giratorios pueden alcanzar velocidades desde los 100 hasta más de 400 kilómetros por hora (250 millas por hora).
En cuanto a su duración, en contadas ocasiones exceden la media hora o lapsos superiores
Debido a la enorme depresión que acompaña al torbellino, el tornado al pasar por una casa, puede levantar el techo y hacer estallar las paredes por el efecto de la presión interior.
Se crea en zonas donde se juntan corrientes de aire frío y corrientes de aire caliente.
A estos torbellinos les suelen acompañar precipitaciones violentas de lluvia o granizo, relámpagos y rayos.
Aparte del giro circular de sus vientos, se desplazan a una velocidad que va desde los 20 km/h, de los torbellinos más lentos, hasta los 100 km/h de los más rápidos. Arrastran todo cuanto encuentran a su paso, desde árboles, chapas de metal, cristales, vigas y vagones.
Las épocas del año más propicias para la aparición de tornados suelen ser sobre todo la primavera (marzo, abril y mayo), y en menor medida, el verano y el otoño.
La rápida rotación de sus vientos, pueden abrir ventanas, romper cristales, desgarrar árboles,levantar coches y lanzar trenes por los aires.
Cuando se aproxima un tornado, sólo contamos con muy poco tiempo para tomar decisiones de vida o muerte.
La planeación por adelantado y la respuesta rápida son las claves para sobrevivir a un tornado.
Póngase en contacto con la oficina local de manejo de emergencias de la Cruz Roja para obtener más información sobre los tornados.
La mitigación incluye todas las actividades que previenen una emergencia, reducen las probabilidades de que ocurra una emergencia, o disminuyen los efectos perjudiciales de las emergencias inevitables.
Consultar los códigos y ordenanzas locales de construcción para informarse de los diseños resistentes al viento y las medidas para fortalecer, contribuirá a reducir el impacto de los tornados en el futuro.
Debemos de tener presente o en nuestras manos artículos para protegernos de un desastre: Linterna, pilas adicionales, Radio portátil, operado con pilas, Botiquín y manual de primeros auxilios, Alimentos y agua , Abrelatas no eléctrico, Medicamentos esenciales, dinero en efectivo y tarjetas de crédito, Zapatos resistentes.
Espacio Ambiental, te recuerda ayudar a sus vecinos que puedan requerir asistencia especial: niños, ancianos y personas con discapacidades. Ayude a las personas lesionadas o atrapadas, Proporcione primeros auxilios cuando sea necesario y no trate de mover a las personas gravemente heridas, a menos que se encuentren en peligro inmediato de sufrir más lesiones, solicite ayuda.

Por:Johhana Benoit
829-303-1139
Siempre Contigo

Etiquetas:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal